domingo, 4 de mayo de 2014

Pavlova de frutos del Bosque y chocolate (o torta de merengue con nata y frutas.. que es lo mismo)

Hola¡¡¡

 


Hoy domingo 4 de mayo es el día de la madre aquí en España. En Chile es el próximo domingo. Hago la aclaración para que, si mis hijas lo leen, no se sientan mal y no piensen que se les ha olvidado.. Un abrazo a mis tres amores que están en Chile...


Mi madre ya no está con nosotros hace varios años, y en homenaje a ella es que he hecho esta torta (torta se dice en Chile.. tarta en España) , pues ella la hizo muchas veces para nosotros cuando éramos niños.. y no tanto.. ja ja

Pongo la foto de la tarta cortada.. para que se os haga agua la boca.. je je je..



Esta tarta es muy típica en mi familia y en Chile y creo que no hay cumpleaños o celebración  que se precie de tal, en mi familia, que no le falte esta tarta  (torta). En chile la llamamos "Torta de Merengue, Crema y......  se rellena con alguna fruta... puede ser fresa, piña o lúcuma. La lúcuma es una fruta maravillosa que tenemos en chile y un sabor indescriptible¡¡ 

Una versión de la misma es la que es comúnmente conocida como Pavlova.

Es una tarta de merengue (que puede ser de una o varias capas), nata y fruta.  La que siempre he comido y se conoce como Tarta merengue-crema es de unas 2 capas de merengue y nata.

Esta receta la saqué del libro "Pasteles, Pastas, galletas, merengues, tartas, panes, dulces y salados.. " de Caroline Bretherton. Creo que es un "must" en la cocina, pues tiene cientos de recetas muy buenas y para todos los gustos. Con unas fotografías de lujo. Os lo recomiendo...

Su versión de la pavlova es sólo una base de merengue al horno y luego una generosa capa de nata batida y fruta.



Vamos a los ingredientes para hacer el merengue:

  • 6 claras de huevo a temperatura ambiente. Con las yemas que te queden puedes hacer estos ricos alfajores
  • 360 gramos azúcar glass o azúcar granulada. Yo la hice con azúcar granulada y perfecto¡¡ (es decir, 60 gramos de azúcar por cada clara de huevo).
  • 2 cucharadas de maicena
  • 1 cucharadita de vinagre
  • 1 pizca de sal
Para el relleno:
  • 500 ml de nata para montar muy fría.
  • Azúcar glass a gusto
  • Frutas a elección
  • Virutas de chocolate (abajo te explico cómo hacerlas)
Preparación:

Precalienta el horno a 180º.
Recubre una bandeja de hornear con papel de horno
Con un molde de unos 20 cm de diámetro, haz un círculo en el papel, que te servirá como guía cuando pongas el merengue. Da vuelta el papel para que la tinta esté por el revés y no contamine el merengue.

En un cuenco muy limpio y seco pon las claras de huevo con la sal.
Bátelas hasta que formen picos o a punto de nieve.
Comienza a agregar el azúcar por cucharadas y bate bien después de  cada adición.
Una vez que las claras estén a punto de nieve y brillantes, agrega la maicena y el vinagre.
Bate.

Pon un montón de merengue en el papel, en el centro del círculo, y con una espátula o cuchara comienza a extenderlo hasta cubrir el círculo por completo.. como en la foto.




Hornea 5 minutos a 180º y luego reduce el calor a 120º.
Hornear durante 75 minutos más.

Dejar enfriar en el horno.

Para el relleno:

Batir la crema de leche hasta que esté firme y agregar azúcar glass a gusto. Es muy importante que la nata esté muy fría antes de batirla. Yo suelo poner el cuenco donde la voy a batir y las varillas de mi batidora eléctrica en el frigorífico, unos 10 minutos antes de prepararla.  La crema de leche también la pongo unos 10 minutos antes, en el frigorífico, pero antes la he tenido siempre en la nevera.

Una vez que tengas la nata firme, ponla con generosidad sobre la base de merengue.

Decora con la fruta que desees. Puede ser con fresa.  Yo utilicé frutos del bosque que tenía congelados.
Espolvorea con azúcar flor.

Guárdala en la nevera.



Para las virutas de chocolate:

  • 1 barra de chocolate de repostería. Yo suelo comprarlo en Mercadona y uso la marca Hacendado, pero te sirve cualquiera.
Calienta el chocolate a baño maría y en cuanto esté derretido, sácalo.
Vierte una capa de chocolate sobre una superficie de silicona, o sobre el mármol de la cocina.
Una vez que esté frío, ráspalo con el filo de un cuchillo, y te comenzarán a salir las virutas.

Es realmente muy fácil.... y le da un toque muy bueno a cualquier postre..



Al cortarla.. deliciosoooooooo..¡¡¡¡

Espero que te haya gustado esta receta.

Gracias por leerla¡¡

Un abrazo..